Actualidad

Jueves, 5 de Abril, 2018

Por: Noelia García, periodista de El Economista

En los últimos dos años se ha creado más del 90% de la cantidad de datos que existe en todo el mundo. Según un estudio de IBM, cada día se procesan 2,5 trillones de bytes de datos y cada minuto, aproximadamente, se procesan 72 horas de video, 277.000 tweets y más de 200 millones de emails. El mercado del Big Data en España crece un 30% cada año y empleó a 10.500 profesionales en 2015. Como primera advertencia, el 19% de esos puestos de trabajo se generaron fuera del país, según un  informe denominado Generación de talento Big Data en España, elaborado por un Grupo de Trabajo sobre Big Data, impulsado y coordinado por Telefónica. Además, en este estudio una de sus conclusiones principales es el necesario impulso de nuevas áreas de conocimiento y la generación de buenas prácticas educativas, desde la educación primaria hasta la formación universitaria, desarrollando un mayor interés de las personas por adquirir conocimientos específicos.

Hoy se buscan perfiles que dominen este nicho, de hecho, el auge en Big Data no es otro que el valor de los resultados obtenidos a través del análisis exhaustivo de la información. Este tipo de habilidades ya no son algo adicional que puede ayudar a encontrar un empleo en un mercado abarrotado, sino que se van a convertir muy pronto en una habilidad imprescindible. Se precisan perfiles con conocimientos de computación distribuida y en la nube, seguidos muy de cerca por los Data Science con experiencia en análisis estadístico y minería de datos.

El tipo de profesional Big Data más buscado a día de hoy es el que domina técnicas como Hadoop, Java, Cassandra, MongoDB, Kafka, Python, Spark, R, SAS, Hive y Tableau.

La simbiosis entre Big Data y otras tecnologías como IoT (Internet of Things) o Inteligencia Artificial ha creado un entorno de soluciones único, al que tendrán que sumarse las empresas. Por ello, y ante la falta de profesionales (las empresas manifiestan que encuentran dificultad en conseguir perfiles con conocimientos y habilidades enfocadas en el Business Intelligence y Big Data desde el nivel técnico hasta el área directiva), las escuelas de negocio han experimentado un aumento considerable de la demanda de formación en esta área.

En relación al gasto que un alumno necesita para formarse, varía desde los 12.000 euros de un máster a 2.500 euros que cuesta un curso monográfico. Asimismo, los profesionales en este campo cuentan con salarios promedio más altos que la media. Son perfiles que provienen de estudios como ingeniería (de sistemas, industriales, telecomunicaciones o informáticos), matemáticas y estadística, o, incluso, de  ADE, empresariales y finanzas. Cabe destacar que el 59% de toda la demanda de trabajo de Data Science and Analytics (DSA) está en finanzas y seguros, servicios profesionales e informática.

En el mundo globalizado, el mercado seguirá necesitando profesionales bien formados y la formación necesaria en este momento es la de los datos. La digitalización ha añadido presión a las empresas. EAE Business School cuenta con el Máster en Business Intelligence e Innovación Tecnológica, que ofrece una sinergia clara entre la tecnología y la gestión, lo que permite a los participantes desarrollar las habilidades y técnicas necesarias en el área de business intelligence e innovación tecnológica para liderar proyectos. También oferta el programa de Big Data & Analytics que explora en el área funcional y/o técnica del IT, mediante la solución de casos prácticos que se producen en las empresas actuales.

Según una encuesta realizada por Qlik a 5.000 empleados de toda Europa, compañía especializada en analítica de datos, España es líder europeo en alfabetización de datos. Sus conclusiones demuestran que el 25% de los españoles tiene una gran capacidad para entender y gestionar datos en su trabajo diario, frente al 17% de la media europea. Esto demuestra que no lo hacemos tan mal.