Actualidad

Gonzalo Úrculo, co-fundador de Naranjas del Carmen: “El crowdfarming es la revolución agrícola 2.0”

Jue, 03/17/2016 - 11:50

La conferencia de ADIGITALCrowdfarming: cómo convertirse en consumidor-agricultor” se ha celebrado el martes 15 de marzo en las instalaciones del Campus de Madrid. El ponente invitado e inventor del crowdfarming ha sido Gonzalo Úrculo, quien junto con sus hermanos fundó la web Naranjas del Carmen.

“Solo sabía de naranjas y agricultura lo que me había contado mi abuelo”, confesó al comenzar la charla. Sin embargo, tras sus estudios decidió explotar la finca de su familiar en Bétera (Valencia). De ahí surgió primero la web Naranjas del Carmen, para posteriormente crear el concepto de “crowdfarming”.

“El crowdfarming es una revolución agrícola 2.0”, explica Gonzalo. El consumidor no compra el fruto, sino que compra un árbol que se plantará y cuidará por agricultores como el ponente en la finca de Bétera. El cliente o “farmer” podrá pedir las naranjas que dé su propio árbol, a través de la web Naranjas del Carmen. Desde la empresa, aseguran que cada árbol produce 80 kilos de naranjas al año, por tanto, esta será la cantidad máxima que pueda consumir el cliente. En caso de que un año no se consuma tal cifra, se acumulará para el año siguiente.

Gonzalo Úrculo

Con este modelo de negocio, evitan desperdiciar comida ya que no la almacenan, sino que es el propio árbol quien la guarda. Se trata de una agricultura sostenible que utiliza, de manera óptima, los recursos naturales.

El árbol de cada cliente lleva el nombre que este elija, y dará fruto durante 25 años. Para asegurar la cantidad de naranjas al año, durante los 5 primeros te reservan esa cantidad de un árbol ya adulto. Además ofrecen la posibilidad de que sea el cliente quien viaje hasta Valencia para plantar ese árbol, conocerlo, recolectarlo o, simplemente, hacerse fotos con él, recuperando así el “romanticismo por la agricultura”.

No se trata de un nuevo modelo de negocio, sino de una “nueva cadena de suministro que lucha contra el desperdicio de alimentos”, como destaca Gonzalo Úrculo. Cada año, 100 millones de toneladas de alimento en Europa acaban en la basura, representando más de un tercio de lo que se consume. Con el crowdfarming aseguran “frutas al mejor precio, de temporada y sin que nada se desperdicie”.

Durante la charla Gonzalo también contó varias historias de clientes que viajan solo para visitar su árbol, les escriben correos felicitándoles por su negocio y “alemanes y franceses que presumen ante sus amigos de tener un naranjo en Valencia”. Entrevistamos al ponente para conocer más sobre el crowdfarming:

¿Qué cifras de clientes con árbol propio tenéis?

Producimos más o menos un millón de kilos de naranja al año, pero no toda la vendemos por internet. Árboles tenemos mil vendidos, y clientes tenemos 5.000 usuarios activos de los cuales 1.000 han comprado árboles. Cada vez se están convenciendo más, notamos que los consumidores nuestros que suelen comprar cajas acaban comprando el árbol. Al fin y al cabo al comprar su árbol forman parte de tu empresa, es “hacerle accionista de tu empresa”.

¿Qué tipo de clientes tenéis?

Empezamos con un cliente mayor, entrono a los 50-60 años y cada vez nos van comprando un público más joven. Sobre todo familias, mucha madre que comienza a comprar naranjas y planta un árbol en nombre de su bebé o de su hijo. Dicen que hay tres objetivos en la vida: tener un hijo, escribir un libro y plantar un árbol. Nosotros decimos que son: educar a un hijo, que alguien lea lo que tú escribes y que tu árbol de frutos.

Tenéis más consumidores franceses, ingleses y alemanes que españoles, ¿por qué?

Nosotros desde siempre nacimos con vocación de fuera, ya había empresas que vendían naranjas y no quisimos meternos aquí. Así que queríamos vender fuera. Luego también nos hemos dado cuenta que el consumidor europeo está dispuesto a pagar más por un producto de calidad y se interesa más por lo ecológico, están más concienciados en ese tema.

La gente cada vez está más preocupada por aquello que come, ¿consideras que es una moda o una tendencia al alza?

Mi teoría es que con la revolución industrial nos fuimos todos a las ciudades. Nuestros abuelos sí que sabían a qué sabe la naranja de verdad, sabían cómo cultivar. Nuestros padres también, pero nosotros hemos olvidado. Pero yo creo que cada vez vamos volviendo más, es insostenible el vivir todos en las ciudades y que los campos produzcan para las ciudades. El malgasto de alimentos sigue subiendo, cada vez más. Entonces yo creo que no es una moda, todavía está lejos de los consumidores pero los organismos se están empezando a dar cuenta.

¿Qué medidas crees que podría tomar el consumidor para evitar desperdiciar tanta comida?

Es muy difícil. Cuando tú vas a un supermercado a comprar un kilo de manzanas y el supermercado te dice 3 por 2, te incitan a ese consumo masivo sabiendo que no las vas a consumir y las vas a tirar.

Creo que cada vez tenemos más cultura. Sobre todo la población del norte de Europa tiene una cultura sobre el reciclaje de basuras y el consumo de alimentos más desarrollada. Ahora es cuando está llegando también a España.

También Internet es una buena herramienta de concienciación para evitar que ese tercio de comida que tiramos a la basura se acabe desperdiciando.

¿Y por parte del gobierno qué medidas podría tomar?

Sería la clave. Hay leyes como en Francia que prohíben a los supermercados tirar comida a la basura. En España habría que hacer lo mismo. Además tenemos que intentar hacer un mecanismo para que el productor produzca pensando en el consumidor, no produzca pensando en el intermediario.

¿Cuáles son las perspectivas del futuro para la empresa?

Mandar el crowdfarming a más productos: vino, aceite, colmenas… Queremos ser el huerto virtual de los consumidores. Darles mucha información, al final nuestra forma de vender es comunicando todo lo que pasa en el campo, hacerlo interesante.

Añadir nuevo comentario: