Actualidad

Los alumnos de EAE Business School visitan la Sagrada Familia

Si hay un edificio emblemático que define Barcelona, ese es la Sagrada Familia. La obra inacabada de Antoni Gaudí es famosa en el mundo entero, y es nombrada Patrimonio de la Humanidad. Los estudiantes de la Escuela han realizado una visita cultural a este templo, el mayor ejemplo arquitectónico del modernismo.

Viernes, 2 de Diciembre, 2016

La visita guiada a la Sagrada Familia ha empezado con un tour en su interior y, después, el guía ha mostrado la fachada del edificio. Tanto exterior como interior es un alarde de arquitectura modernista, de formas y colores superpuestos, y de mezclas de arte bastante sorprendentes.

El Templo Expiatorio de la Sagrada Familia es una basílica católica que se inició en el año 1882, y todavía está en construcción. Algo que llama la atención a turistas y a los estudiantes de EAE, “es realmente curioso y es realmente lo que conocía hasta el momento del monumento. La visita me ha gustado mucho, porque es guiada. Ya había entrado antes, pero sin guía, y esta vez he podido aprender más y comprender mejor el proceso de construcción”, explica Xiomara Herrera, de Colombia, y estudiante de MBA Full Time. Christian Veizada, de Bolivia, y estudiante del Máster en Business Intelligent e Innovación Tecnológica, se ha mostrado entusiasmado con la visita. “No conocía la Sagrada Familia, pero sí he ido a otras visitas culturales de EAE y es perfecto porque nos ofrecen la oportunidad de conocer de cerca lugares de la ciudad”.

Con la Sagrada Familia, Gaudí llegó a la culminación de su estilo naturalista, logrando una perfecta armonía en la interrelación entre los elementos estructurales y los ornamentales, entre plástica y estética, la función y forma, y el contenido y continente. El interior debía ser como un bosque (y se ha seguido fielmente su estilo para que así sea) con un conjunto de columnas arborescentes inclinadas, de forma helicoidal, creando una estructura a la vez simple y resistente. Este edificio tiene planta de cruz latina, de cinco naves centrales y transepto de tres naves, y ábside con siete capillas.

Las tres fachadas están dedicadas al Nacimiento, Pasión y Gloria de Jesús y, cuando se acabe,  tendrá 18 torres, destacando la torre-cimborio central en honor a Jesús, que alcanzará los 172,5 metros de altura. También estará rodeado de un claustro pensado para las procesiones y para aislar el templo del exterior. Durante la vida de Gaudí solo se completaron la cripta, el ábside y una parte de la fachada del Nacimiento, de la que el artista sólo vio coronada la torre de San Bernabé. La obra que realizó el artista del modernismo fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 2005. El templo fue consagrado y declarado basílica menor en 2010 por el papa Benedicto XVI.

El alumno de EAE, Zeus Aranda, es de Vidreres, Girona, y es la segunda vez que visita el templo. “Es la primera visita cultural que hago con la Escuela y me parece una gran iniciativa. Además, a nivel general estoy muy satisfecho con el conjunto del curso”, comenta.

Mientras que David Taffur, estudiante de MBA, disfrutó mucho la visita y ya había estado antes en la Sagrada Familia, pero sin guía. David todavía no había asistido a otra visita organizada por la Escuela. “Estas iniciativas me parecen muy buena idea, la mejor manera de conocer una cultura es sumergirse en ella”. 

Añadir nuevo comentario: